El matrimonio místico, íncubos y súcubos y las llamas gemelas

El matrimonio místico, íncubos y súcubos y las llamas gemelas

¿Qué se esconde detrás de las doctrinas católicas del matrimonio místico, de hieros gamos pagano y de las llamas gemelas? la respuesta se resume en dos palabras clave: íncubos y súcubos. 

En uno de nuestros videos, donde hablamos de la oración contemplativa, tocamos el tema de Teresa de Avila, una santa católica involucrada en técnicas contemplativas y quien empezó a utilizar el término de “matrimonio místico” en base a una serie de experiencias paranormales en las cuales ella, literalmente, se sentía en éxtasis espiritual de tipo altamente sexual, pensando que estas experiencias provenían de un matrimonio místico con Jesús… (en todo sentido y literal, incluyendo el aspecto sexual). Teresa seguramente no encontró otra forma de explicar porqué en sus trances contemplativos cierta energía espiritual la envolvía de tal forma que le provocaba los éxtasis, y trató de explicarlo como una experiencia espiritual positiva y una parte de ser novia de Jesucristo. Lamentablemente, si Teresa hubiera sabido más de la forma como el enemigo trabaja, y de la existencia de “maridos espirituales”, seguramente se hubiera cuestionado si realmente su experiencia venía de Jesús… y no de un demonio íncubo.

Les sugerimos escuchar el video sobre oración contemplativa, ya que allí profundizamos en la comparación del “matrimonio místico” católico, con el “hieros gamos” del paganismo y ocultismo. Pero para fines de profundizar un poco más en el tema, y a fin de advertir a la comunidad que nos sigue sobre las “pastoras” mujeres y las supuestas “santas” católicas, trataremos de dejar comprobado en este artículo que el matrimonio espiritual es lo mismo que el hieros gamos, y es lo mismo que la actividad de demonios llamados íncubos y súcubos, y que es lo mismo que la creencia de la llama gemela en astral o éterico de la nueva era.

En mi caso particular, me tocó vivir una experiencia muy similar pero bajo el programa mental de la llama gemela, y la verdad es que me quedó muy claro que a través de mis prácticas paganas y el tiempo que estuve en ocultismo, reiki, nueva era, cabala etc fue cuando abrí permiso para que un espíritu familiar se me presentara como marido espiritual. Darme cuenta después que esto les ha pasado a millones de mujeres a través de todos los tiempos, y que los demonios se mueren de la risa mientras hacen santas a mujeres que en realidad estaban demonizadas, me hizo decidirme a ir más a fondo en este tema y realizar éste estudio.

Actualmente no solo mujeres en la nueva era están engañadas con una “llama gemela” en etérico con la cual sueñan, sienten que hacen el amor, etc…. sino mujeres católicas, budistas, hinduistas, e incluso falsas cristianas han caído en el mismo engaño. Como ya hemos hablado bastante del aspecto nuevaerista, hablemos hoy un poco más sobre las “pastoras” cristianas que han experimentado exactamente lo mismo, y que actualmente dicen que Dios les habla directamente, y practican un falso cristianismo como marionetas de éstos espíritus impuros. Esta situación es más frecuente de lo que se cree, y es necesario que la gente esté informada, en especial las mujeres, ya que como buenas románticas,  caemos con más facilidad en los engaños sentimentales.

“Pastoras” cristianas en el engaño

En 2005, Beth Moore fue entrevistada por la revista Today’s Christian Woman. Le preguntaron a Moore:

P. ¿Qué te llevó a Jesús?

Respuesta de Beth Moore fue la siguiente:

“Mi maestro de escuela dominical me mostraba imágenes de Jesús, y se veía muy bien. Necesitaba un héroe, y Jesús parecía uno. Me tendía en el césped, miraba hacia el cielo y me preguntaba cómo era Jesús. Incluso de niña, me enamoré de él.

Después de mi primer año en la universidad, fui consejera de campamento para niñas de sexto grado. Una mañana temprano, mientras las chicas dormían, sentí que la presencia de Dios me envolvía. No hubo palabras audibles, ni luces brillantes. Pero de repente supe, sin lugar a dudas, que mi futuro era enteramente suyo. Ahora eres mía, me dijo.”

Si eso te suena familiar, es porque se parece mucho a las historias de conversión de muchas otras falsas maestras. Es un testimonio carente de elementos esenciales del Evangelio como el pecado o el arrepentimiento, pero lleno de erotismo romántico. Hemos hablado de Beth Moore también en el video de brujería cristiana, y muchas de sus prácticas y las cosas que hace son idénticas a una bruja, solamente usando el nombre de Jesús y diciendo citar la Biblia (la cual distorsiona y pervierte). Queda claro que ella no escucha a Jesús, sino a un espíritu familiar haciéndose pasar por Jesús, y que es éste espíritu guía quien le dicta lo que debe decir y las cosas que debe hacer. El plan del espíritu guía es engañar y desviar a los verdaderos creyentes con falsas doctrinas, y su “novia”, Beth Moore, es el instrumento.

Sarah Young, autora supuestamente cristiana, muy exitosa pero llena de falsas doctrinas también, describe su experiencia de esta manera:

“De repente, sentí como si una niebla cálida me envolviera. Me di cuenta de una presencia adorable, y mi respuesta involuntaria fue susurrar: “Dulce Jesús”. Esta expresión no me caracterizaba en absoluto, y me sorprendió oírme hablar tan tiernamente a Jesús. Al considerar esta breve comunicación, me di cuenta de que era la respuesta de un corazón convertido; en ese momento, sabía que pertenecía a él.”

La Biblia habla de la iglesia como la novia de Cristo, pero no describe el llamado universal del evangelio en términos sensuales de un amante que persigue su interés amoroso. Dios está pidiendo a los pecadores que se arrepientan. El evangelio exige arrepentimiento y fe, no sentimientos románticos que buscan satisfacción. La terminología sensual está diseñada para crear un estado de ánimo, un sentimiento, un sentido de misterio romántico que anhela el descubrimiento y la realización.

La conversión y la vida en Cristo no es la satisfacción del corazón romántico de una joven, anhelando un novio. Es el regalo majestuoso de la gracia de un Dios poderoso pero misericordioso que atrae a la gente hacia Él y perdona el pecado, convirtiéndonos en una nueva creación. El anhelo de Beth Moore por un novio heroico no es lo mismo que la reconciliación y la batalla espiritual en la que todos estamos comprometidos. Tristemente, Moore ha construido una carrera sobre una falsa premisa, y muchos millones la han seguido por ese camino, en especial mujeres.

Tal romanticismo no es nuevo, ni se originó con los protestantes. Algunos místicos católicos eran expertos en buscar y disfrutar de tales uniones. Estas mujeres fueron populares en la edad media. Aquí hay una explicación de este tipo de historia de conversión relacionada con una famosa mística católica, Teresa de Ávila:

“Teresa describió el intenso deseo del alma por Dios en el lenguaje de la pasión erótica. En esto, ella pertenece a una larga tradición de experiencias místicas que se conocen como matrimonios místicos…”

El simbolismo del misticismo nupcial se encuentra ya en las primeras formas gnósticas del cristianismo, donde el sacramento central se llama:  “la cámara nupcial”. Allí, el alma femenina del gnóstico se une con el espíritu masculino y, de este modo, supuestamente se espiritualiza, es decir, se libera de las limitaciones de la existencia mundana.

La Enciclopedia Católica explica el matrimonio místico como sigue:

“En un sentido más restringido, el término matrimonio místico es empleado por Santa Teresa y San Juan de la Cruz para designar esa unión mística con Dios que es la condición más exaltada que puede alcanzar el alma en esta vida… Este estado consta de tres elementos:

 1. El primero es un sentido casi continuo de la presencia de Dios, incluso en medio de ocupaciones externas. (nota: lo mismo dicen las brujas y las nuevaeristas, que dicen sentir el alma de su llama gemela con ellas todo el tiempo)

2. El segundo elemento es una transformación de las facultades superiores con respecto a su modo de operación: de ahí el nombre de “unión transformadora” (nota: la obtención de poderes psíquicos, de adivinación, etc que provienen todos del espíritu engañador y son traspasados a su huésped)

3. El tercer elemento consiste en una visión habitual de la Santísima Trinidad o de algún atributo divino.(nota: visiones… si estás en la nueva era verás al hombre de tus sueños o a un ángel o a un extraterrestre guapo… si estas en catolicismo verás a Jesús o cualquier otro ser. Sabemos que los espíritus engañadores posan en la forma como saben que la persona será más receptiva al engaño).

Se puede notar en los escritos de estas mujeres, especialmente en el caso de Sarah Young, que mencionan sobre la “presencia”. Ese es el estado místico nupcial # 1. Esta noción de presencia continua y sentimiento tangible proviene de un libro escrito por el Hermano Lawrence, llamado “Practicar la Presencia”, quien fue… ¡lo adivinaste! un místico católico del siglo XVII.

Algunas de las chicas místicas actuales son:

Ann Voskamp (escritora)

Beth ​​Moore (“pastora”)

Kim Walker Smith (cantante de Jesus Culture, la banda de Bethel y quien tiene testimonios de sus encuentros un cierto cariñoso “Jesús”)

Sarah Young (escritora)

Todas mencionan que han experimentado los sentidos elevados y una claridad de pensamiento a través del misticismo nupcial, y dicen que escuchan continuamente a Dios, o ven a los ángeles, o tienen visiones habitualmente . Tal como dice la enciclopedia católica en sus descripciones de lo que afirman es el estado del misticismo nupcial.

Comparemos esas historias de conversión a través de un éxtasis femenino, saturadas de sentimientos y emociones… con una historia de conversión real. Al menos en mi caso me queda claro que estas historias no son conversiones verdaderas sino historias de engaño interdimensional como el que yo viví en la nueva era… y que de hecho mi conversión verdadera a Cristo NO tuvo ninguna experiencia psíquica o mística, sino días de arrepentimiento, de romper y quemar todo lo que tenía, de abrir los ojos y darme cuenta de mis errores, de luchar para cortar todo lazo con el enemigo y de conocer la Palabra de Dios. No hubo lucecitas como cuando me engañaron, no hubo experiencias místicas con Jesús ni sueños, ni nada parecido a lo que viví cuando estaba en la nueva era. Solo hubo arrepentimiento, lágrimas, enojo por haber sido tan engañada, susto por saber para donde iba mi alma si seguía ese camino… y finalmente paz cuando el enemigo se rindió y sentí que la protección y el amor de Cristo que habían vuelto a mi vida.

La experiencia de conversión de Beth Moore es preocupante no solo por su ausencia de cualquier cosa remotamente evangélica, sino por su similitud a los engaños interdimensionales de Satanás.  Una niña mística que busca un héroe apuesto para envolverla y cuidarla para siempre, es una historia de conversión más en sintonía con el misticismo nupcial que la cruda realidad de una pecadora arrepentida, salvada por la gracia a través de la fe.

Esto es el misticismo nupcial o matrimonio místico. Podemos preguntarnos: ¿por qué es tan frecuente? Es porque la apostasía y el engaño siempre están presentes. Habrán quienes afirman poseer un corazón transformado, pero en realidad no poseen uno. Y siempre habrá alguien que ignore las estrategias del enemigo y que aunque se les advierta, no quieran escuchar.

Vemos que esto no se ha limitado solamente a las brujas o a la nueva era. Algunas de estas personas serán maestras, pastoras, escritoras, líderes. Si crees que los falsos conversos deberían ser fáciles de detectar, estás equivocado/a. Judas convivió con los discípulos y con Jesús durante tres años y medio y ninguno de los discípulos sugirió que Judas fuera falso cuando Jesús dijo que había uno entre ellos. Felipe bautizó a Simón el mago, quien luego fue maldecido porque pensó que podía obtener al Espíritu Santo por dinero. Dimas caminó con Pablo, el más grande evangelista de la tierra, pero mostró sus verdaderos colores cuando dejó a Pablo, porque amaba más al mundo.

Si los discípulos no pudieron detectar inicialmente un falso converso debajo de sus narices, nosotros tampoco podemos. Sin embargo, los falsos conversos siempre hacen o dicen algo para revelar quiénes son en realidad.

Por lo tanto, estas chicas místicas no se originaron en el cristianismo posmoderno, ni se originaron en el misticismo nupcial católico de la edad media. Han existido tanto tiempo como por ejemplo ha existido Jezabel. Debes tener cuidado con los maestros y maestras que tienen una historia de conversión ausente de los elementos necesarios, que han agregado elementos fuera de las Escrituras o que han confiado en algún tipo de experiencia paranormal como base para su conversión. Una conversión verdadera no puede venir sin convicción del pecado, y se debe tener una visión clara de quién es Jesús desde el principio. Una casa construida sobre arena no durará.

Para las mujeres que se preguntan si está bien leer o estudiar las obras de estas maestras falsas, “cuando aún parecían sólidas”, recuerden que su conversión se basó en la arena. Nunca fueron sólidas.

La correlación del matrimonio místico con la kundalini y el paganismo

Ese tipo de experiencias espirituales sensuales están muy relacionadas con la actividad demoníaca.

Hablemos ahora de paganismo y nueva era. Actualmente en la nueva era, hay una doctrina promulgada por todos aquellos que canalizan a “maestros ascendidos” denominada : “la llama gemela”.

Este programa mental del enemigo es uno de los más astutos, perniciosos y difíciles de desprogramar que hemos visto dentro de toda la nueva era, y lo es porque combina éxtasis romántico, aprovecha la soledad e inseguridad de las personas y el romanticismo de la mujer, quien muchas veces tiende a dejar de lado lo práctico para lanzarse en una “relación divina” con el hombre que aparece en sus sueños y le dice lo bella que es, lo deseable que es, cuando en la vida real, ningún hombre la ha tratado igual ni la ha hecho sentir tales éxtasis.

La famosa llama gemela es la enseñanza de demonios acerca de la existencia de la otra mitad de tu alma encarnada en el cuerpo de otra persona (generalmente del sexo opuesto, pero hemos platicado ya de casos donde intentaron unir a personas del mismo sexo…). La llama gemela tiende a manifestarse espiritualmente, y en ocasiones luego físicamente. Normalmente, una mujer que comenzó a tener manifestaciones paranormales debido a la demonización comenzará a sentir que “alguien” está con ella, alguien le susurrará al oído, e incluso ella sentirá que alguien en sus sueños o incluso mientras se relaja le está haciendo el amor. Muchas mujeres en la nueva era dicen que sienten el “alma de su llama gemela” que las visita y les hace el amor.

El concepto anterior del “alma gemela” viene a ser opacado por la “llama gemela” ya que actualmente los nuevaeristas enseñan que el alma gemela son personas que conociste en otras encarnaciones y fueron tus hijos, padres, esposo, etc… mientras que la llama gemela es literalmente la otra mitad de tu alma, y que deben unirse para ascender juntos. Por ello ahora el concepto de alma gemela ha sido disminuído a un supuesto compañero en otra vida. Claro, que si consideramos que la teoría de la reencarnación es una mentira… igual que la ascensión, pues se nos cae todo el teatrito.

Varias maestras de la nueva era y brujas declaradas hablan de su llama gemela en astral, es decir, ellas piensan que esa otra alma decidió NO encarnarse en esta vida y servir de guía a la parte encarnada. Esto es lo que nos dicen brujas como Assaya con su llama gemela en astral guiándola. Claro, las mentiras del enemigo suenan lindas y románticas, pero son mentiras. En el caso de Assaya, como buena bruja, tiene un marido espiritual. En el caso de otras gurús de llamas gemelas que dicen sí tener a la llama gemela encarnado, están presionando por lo general a un hombre tóxico, metido en nueva era o cualquier otro aspecto a que se case con ellas para poder “ascender”. Ya hemos hablado mucho aquí del sufrimiento tan grande de millones de chicas que se han tragado la píldora y están sufriendo por un hombre equivocado.

Assaya canalizando mentiras del ser que ella considera su alma gemela, Yssuin. Resulta que de estas personas engañadas ha proliferado la mentira de que Jesús y María Magdalena eran casados y almas gemelas. Notemos que esta canalización los identifica como los “maestros ascendidos” Lady Nada y Sananda…. los nombres de los falsos Jesús y María Magdalena de la nueva era. Ya sabemos que lo que viene de los maestros ascendidos del averno son mentiras…

 

Los sentimientos sexuales tienen que ver con los disparadores de kundalini en el cuerpo causados ​​por el demonio o el ángel caído que se presenta como una llama gemela. Estas mujeres pueden tener orgasmos sin ningún tipo de estimulación solo por los desencadenantes de la kundalini. ¡Eso fue exactamente lo que experimentó Teresa de Ávila! Santa Teresa llama a esto “matrimonio místico” y ella piensa que es un matrimonio con Jesús (con sentimientos sexuales y todo incluído) cuando esta misma actividad en el ocultismo lo llaman “hieros gamos”. Las mujeres quedan locamente enamoradas de esta manifestación del espíritu y es difícil para ellas ver que se trata de una especie de actividad vampírica donde un espíritu familiar las está manipulando y drenándolas de energía. Las brujas comentan todo el tiempo de tener amantes astrales. Es el mismo fenómeno, con ángeles caídos posando como diferentes seres.

Desafortunadamente, muchas mujeres pueden estar confundiendo un espíritu familiar con el espíritu de Jesús… y por éstas experiencias, se toman literalmente esta relación de marido y mujer. Los espíritus familiares posarán como cualquier cosa, siempre y cuando puedan engañar a las víctimas, especialmente a las mujeres, ya que somos muy románticas.

Si ves las esculturas de Santa Teresa de Ávila y otras monjas en éxtasis, es evidente que en sus experiencias “místicas” tienen similitud a las sensaciones de hacer el amor con algo no físico. Sin querer entrar en detalles, creemos que una imagen habla más que palabras.

Teología nupcial y matrimonio místico: ¿hasta donde nos lleva la madriguera de conejo?

Wikipedia indica lo siguiente:

“Dentro de la tradición cristiana, la teología nupcial, también conocida como matrimonio místico, es la representación del Nuevo Testamento de la comunión con Jesús como matrimonio, y el reinado de Dios como un banquete de bodas. Esta tradición a su vez se remonta al Antiguo Testamento.  Esta teología ha influido en las obras de Catalina de Siena, Teresa de Ávila, Gregorio Magno y Bernardo de Clairvaux.  Un concepto similar existía en el gnosticismo valentiniano con la noción de la cámara nupcial, que implicaba un matrimonio con la contraparte celestial de uno. Algunos místicos toman este ‘matrimonio’ como un símbolo de Unión con Dios y, por lo tanto, no se agudizan las connotaciones negativas para los pensadores ortodoxos.”

Y aquí tenemos perfecta comprobación de que se trata del MISMO engaño. Es algo que tiene ya mucho tiempo en operación. Algunos han tratado de adaptarlo al catolicismo, pero curiosamente todos los que tenían tales experiencias eran místicos, es decir, practicaban el místicismo que es el mismo que practican los ocultistas, por tanto, es obvio que el resultado va a ser el mismo: un espíritu familiar engañándolos. También es notable ver que el gnosticismo ya identificaba estas uniones astrales como el “matrimonio con la contraparte celestial de uno”… exactamente la misma doctrina de las llamas gemelas enseñada por los “maestros ascendidos”.

Sigamos leyendo lo que dice Wikipedia:

“En la secta conocida como La Familia Internacional, se enseña una forma particularmente radical de la teología nupcial: se alienta a los miembros del grupo de ambos sexos a masturbarse mientras se visualizan como mujeres que tienen relaciones sexuales con Jesús. Esto se conoce como la “revelación amorosa de Jesús”. 

Luego Wikipedia nos pone otros temas sugeridos que están relacionados con el matrimonio místico:

“Ver también:

Novia de Cristo

El matrimonio místico de Santa Catalina

Esposo espiritual (en sueños)”

Habiendo visto ya que el tema de la novia de Cristo como algo literal, y los matrimonios místicos de las santas no son más que pan con lo mismo proveniente de los engaños del enemigo, veamos lo que Wikipedia nos dice sobre el “esposo espiritual”, un concepto muy conocido en el ocultismo Africano y en el vudú:

“El cónyuge espiritual es uno de los elementos más difundidos del chamanismo, distribuido en todos los continentes y en todos los niveles culturales. A menudo, estos esposos / esposas espíritus son vistos como los espíritus principales de ayuda del chamán, que los ayudan en su trabajo y los ayudan a obtener poder en el mundo del espíritu. Las relaciones que los chamanes tienen con sus cónyuges espirituales pueden expresarse en formas románticas, sexuales o puramente simbólicas, y pueden incluir la transformación de género como parte del emparejamiento correcto con su “cónyuge”. Los chamanes informan que se relacionan con sus esposas espirituales a través de los sueños, el trance y otros elementos rituales. En algunas culturas, obtener una esposa espiritual es una parte necesaria y esperada de la iniciación para convertirse en un chamán. La evidencia de cónyuges espirituales también se puede ver en culturas no chamánicas, incluidos los sueños sobre Cristo por monjas, que se consideran “novias de Cristo”.

Sin comentarios… sobra agregar algo a lo que dice Wikipedia, está muy claro. Veamos ahora algunos ejemplos de estos maridos/esposas espirituales alrededor del mundo (tal vez sea mejor empezar a llamarlos por lo que realmente son: íncubos y súcubos) :

Sudamérica

Mapuche, en Chile: Punkure y Punfüta:  cónyuges nocturnos … en sueños.

Norteamérica

K’iche ‘en Momostenango, Guatemala- son reclutados en una forma chamánica clásica, que incluye la elección divina a través de sueños y su iniciación implica un matrimonio con un cónyuge espiritual. Los “ancianos varones que deciden en los roles de liderazgo de la comunidad todos poseen íconos personales femeninos (bara) que comúnmente se manifiestan en los sueños como mujeres”.  Los quichés hablan abiertamente del bara como cónyuge. Los quichés son abiertos y expresivos al hablar sobre sus bara, o cónyuges metafóricos, cuando están besándolos y acariciándolos.

Oceanía

Un aumakua podría tener relaciones sexuales con personas vivas durante la noche. Estos compañeros espirituales podrían ser de ayuda”.

Kaluli en la ladera norte del monte Bosavi en Papua- Los médiums son hombres que se han casado con mujeres espirituales en un sueño. El médium es siempre un hombre que está casado (en un sueño) con una mujer del mundo invisible. Cuando él tiene un hijo, la esposa humana puede irse a dormir, dejar su cuerpo y entonces la mujer en espíritu puede meterse como walk-in en ella. ( tenemos pendiente de traducir un artículo donde una alegre medium nuevaaerista narra cómo el alma de su esposo salió del cuerpo y entró el alma de la llama gemela al cuerpo de él. Y lo ven súper normal, y lo peor es que hasta recibió comentarios de qué hermosa historia de amor y al fin reunidos la llama gemela y ella… ¡cuando en realidad es un cuento de terror!

Kodi en el sur de Indonesia: un hombre soñó que tuvo un encuentro con dos espíritus salvajes que vivían en el bosque … El espíritu salvaje toma la forma de una mujer seductora, pidiendo favores sexuales a cambio de los poderes mágicos que ella controla . Una generación más tarde, el hijo de este hombre fue seducido por la mujer espíritu salvaje y entró en un matrimonio espiritual (ole marapu) con ella, convirtiéndose en su esposa espiritual.  (vemos como estos demonios se pegan a familias y se pasan generacionalmente).

Asia

China: “Se dice que el rey Xiang (Hsiang, siglo III aC) soñó con una cita con una diosa en Wu Shan (Montaña de la Bruja), con la diosa tomando la iniciativa.

Goldi de Siberia, a lo largo del Mar de Japón: un chamán macho puede tener en sueños a una esposa divina como ayami (“espíritu-ayudante”).

Yukaghir de Siberia, a lo largo del alto río Kolyma: La diosa de la caza es “una joven lujuriosa a la que los cazadores deben persuadir para que les proporcione animales de presa, seduciéndola en sus sueños”.

Yakut de Siberia: Las hijas de los abassy (“deidades”), apareciéndose al chamán en su sueño, entran en relación sexual con él. Por lo tanto, le imparten “suerte”.

Nganasan de Siberia: una mujer en una familia de chamanes se casó con el espíritu de la viruela: ella “se hizo esposa de la Viruela en su sueño”.

Buriatia de Siberia: En sueños chamánicos, el alma de un novato de Buriatia viaja al centro del mundo, donde se encuentra, en un encuentro amoroso, las nueve esposas de Tekha, el dios de la danza. Finalmente, el alma encuentra allí a su futura esposa celestial”.

Akkad: “Las hemerologías revelan que la demonia Lilith podía elegir a un hombre como compañero (hâru)”. Lilith aparecía a los hombres en sueños.

Europa

Francia- Durante la noche, en los sueños, es una sílfide la que provoca esos ensueños agradables. Los humanos anhelan aparearse con sílfides, según el conde de Gabalis, porque quieren vivir para siempre”.

África

Ewe de Togo: variante en Haití (vudú) – Ceremonias de boda entre divinidades vudú y sus devotos tienen lugar.También se cree que hay sexualidad entre la pareja conyugal, a través de los sueños”.

Baule de Costa de Marfil: “Las estatuas de Baule están dominada por elaboradas figuras talladas para simbolizar a sus esposas espirituales.  La mitología de Baule dicta que cada adulto, hombre o mujer, tiene una esposa, manifestada a través de sueños”. Un blolo bian es el marido espiritual y un un blolo bla es una esposa espiritual, estos pueden encontrarse en los sueños. Este compañero de ensueño siempre se describe como muy hermoso y es capaz de dar “buena suerte”.

Neopaganismo

La controvertida y autoproclamada bruja Robin Artisson incluye una variación del concepto en su libro The Witching Way of the Hollow Hill. Lo apoya con la tesis de que los héroes de los mitos, leyendas y cuentos de hadas se pueden ver como el alma, y las doncellas rescatadas como la novia fetichista. Sin embargo, no deja en claro si esto ocurre en sueños, en viajes chamánicos en estado de trance, o en ambos, aunque el trabajo de trance es una parte importante de su práctica recomendada. Algunos otros autores neopaganos de tradiciones muy diferentes también han insinuado la posibilidad de una unión espiritual-sexual de algún tipo con un ser divino o espiritual.

Y para cerrar con broche de oro, Wikipedia luego nos sugiere investigar estos temas:

“Ver también:

Matrimonio divino

Íncubo

Matrimonio místico

Magia sexual

Súcubo”

Aquí vemos como el largo camino que inició con las experiencias de mujeres como Teresa de Avila o de Beth Moore, terminan en: íncubos, súcubos… y magia sexual. Todo ligado a: demonios.

Negando la realidad

Desafortunadamente, tratar de sacarle a alguien de la cabeza que las experiencias místicas que tuvieron NO vinieron de Dios sino de demonios es tremendamente complicado. Hacer entender a un católico que Teresa de Avila, considerada doctora de la iglesia, en realidad estaba siendo demonizada, termina muchas veces en un golpe con la puerta en la nariz. Desgraciadamente es poca la gente que conoce hasta donde llegan los engaños del enemigo y están pobremente preparados para ellos. Aunque Dios en su Palabra nos dice que probemos a los espíritus, la verdad es que estas personas no conocen lo suficiente a Dios, no tienen al Espíritu Santo en ellas y para el ego siempre es mejor decir que fueron experiencias reales a admitir que fueron engaños. Mismo caso con estas “pastoras” que dicen obtener revelaciones de Dios, cuando Dios no les habla. Si Dios les hablara, les diría que no pueden ser “pastoras”… a muchas les diría que porqué se visten como rameras… y a muchas les pediría que regresen todo el dinero que han ganado con sus engaños si es que quieren ser perdonadas por las mentiras que han difundido y las almas que han desviado.

Decirle a alguien en la nueva era que eso que sienten no es la llama gemela, es un demonio, es igualmente complicado y resulta poco popular. Lo más que ha pasado en mi caso es que me han clasificado como fanática religiosa o bien me han coronado como la detractora del plan de las llamas gemelas. Una mujer que está ávida de amor y sensualidad muchas veces preferirá asirse a un demonio aunque sospeche que es un engaño, antes de poner primero a su Creador y a la verdad y poner un alto a la interferencia paranormal demoníaca en su vida.

Muchas dirán: pero no puede ser de mal, si te hace sentir bien… si te ama, te aconseja… no puede ser de mal si dice ser un ángel bueno o Jesús mismo… no puede ser de mal porque no me pide que mate a nadie y me da buenos consejos… bueno… mis “guías” me dieron muchos consejos buenos… una vez me guiaron fuera de una tormenta que había provocado inundaciones… me llegaron a aconsejar cosas que sonaban muy buenas… y al momento que supe quienes eran, esos “amistosos guías” empezaron a revelar su verdadera cara y fueron los peores ataques y pesadillas de mi vida. Un ser inteligente aunque sea maligno, no deja de ser inteligente. La serpiente tuvo destreza para engañar a Eva. Los demonios no son estúpidos. Saben engañar y te darán dos o tres consejos buenos con tal que te quedes en sus engaños. Podrán sanarte una que otra cosa, pero se cobrarán con tu alma cuando mueras.

Vemos en este tema del misticismo nupcial una enorme desviación de nuevo de la Biblia. La novia de Cristo NO es una mujer. Es una forma de denominar a al Iglesia, a los verdaderos seguidores de Jesús. Es una relación similar a un matrimonio, porque Jesús nos protege, cuida, enseña y guía. Nosotros somos fieles a él. No es una relación matrimonial con un espíritu desencarnado que te sube la kundalini para provocarte éxtasis y te susurra linduras en tus sueños mientras te usa como vehículo para propagar sus engaños y para que pierdas la vida eterna.

La madriguera de conejo es muy profunda… y son pocos los que la quieren recorrer para llegar a la verdad. Lastimosamente el enemigo conoce la psique humana, y la femenina por supuesto… sabe que en éste mundo caído gracias a sus engaños, la gente busca migajas de amor por donde caigan… así caigan de demonios.

El amor verdadero no te provoca perder tu alma. ¡Hay que reflexionarlo! 

Comparte el artículo con: