Preguntas y Respuestas: ¿Salvos por Ley, Obras o por Gracia?

Preguntas y Respuestas: ¿Salvos por Ley, Obras o por Gracia?

Pregunta : Hola Arella. Tengo poco de haber empezado a leer la Biblia ahora sí a consciencia, y de entenderla, y tengo unas dudas. ¿Piensas que estamos aún bajo la ley de Moisés y todas las regulaciones tan estrictas del Antiguo Testamento, o que somos salvos solo por Jesucristo y por su sacrificio? ¿Porqué eran tan estrictas las normas y los castigos en el Antiguo Testamento y ya no son así ?

Respuesta :  Primero que nada y como nota aclaratoria, mi respuesta no intenta ser la verdad definitiva en éste tema, por lo cual solo estoy dando mi punto de vista y opinión, pero invito a todos a leer por su cuenta y escudriñar por su cuenta las Escrituras y llegar a sus propias conclusiones, puesto que yo soy bastante nueva, sin embargo no me gusta dejar preguntas sin responder.

Existe mucho debate sobre si se debe aún de seguir la ley de Moisés y lo que se menciona en el Antiguo Testamento, o si con la venida de Jesús ésta ley ya no aplica y somos salvos por el sacrificio de Jesús quien pagó por todos nosotros un precio que como humanos caídos, no podíamos pagar por obras.

Mi punto de vista personal es que somos salvos por el sacrificio de Jesús en la cruz al pagar por nuestros errores, pecados y malas elecciones al seguir a los caídos y buscar sus enseñanzas, y al caer en pecados que sabemos que destruyen nuestra alma y conexión con el Padre, y que por eso a partir de la venida de Jesús estamos ante un nuevo pacto. Sin embargo, también pienso que los mandamientos y sabiduría del Antiguo Testamento son la muestra de lo que agrada y desagrada a nuestro Creador, aunque los castigos prácticos ya no se aplican como el Antiguo Testamento lo pidió a los Israelitas. Pienso que para un humano es imposible cumplir toda la ley y nunca pecar, porque la Palabra de Dios es clara, que todos somos pecadores todos, no hay ni uno justo, y todos ya estábamos destituidos de la gracia de Dios… y que si no fuera por Jesús, todos nos íbamos a condenar.

Obviamente ser salvos solo por gracia no implica que entonces ya puedo hacer lo que quiera y pecar todo lo que quiera, robar, matar…. porque de todos modos, ya me salvé, y puedo fallar todo lo que quiera…. porque un verdadero humano salvo busca NO FALLAR ante el Padre y se cuida espiritualmente mucho para no ofender lo que Jesús hizo por nosotros en la cruz. Hay un ejemplo que me gusta mucho: supón que eres niño/a y que desobedeces a tu papá y te metes a un rio lleno de cocodrilos. Tu papá se lanza al rio y te salva pero le han puesto tremendas mordidas y sale apenas del rio sangrando y malherido. ¿Volverías a tirarte al rio?

Por otro lado, recordemos que la religión Judía que no reconoce a Jesús ni su sacrificio y se queda atorada en el Antiguo Testamento y su legalismo y sus ritos sin poder ver más allá… se justifican en los ritos y cumplimiento de días sin la flexibilidad y sentido común que Jesús enseñó en el Nuevo Testamento.

El Antiguo Testamento revela al Padre, el Nuevo Testamento al Hijo, y de manera integral nos explican el proceso de redención de la humanidad.

Algunos padres de familia dicen que a veces un castigo a tiempo, una disciplina bien puesta a tiempo, asegura que a futuro el niño esté bien y seguro. Y la mayoría de las veces, esa disciplina nace de amor y protección, no de odio o represión.  Si vemos cómo reacciona la humanidad ante la disciplina, veremos que reacciona como niños de kinder que no entienden porqué se les dice NO o porqué se les castigó un juguete peligroso. Y creen que es injusto y se sienten agredidos, solo para entender con el tiempo la NECESIDAD de la disciplina.

En mi caso, sólo una vez mi madre me dio un correctivo físico, cuando siempre me corregía con castigos de juguetes. La única vez que lo hizo, yo tenía 3 años, me salí corriendo de un restaurante hacia la avenida, y venían coches a velocidad. Si mi padre no hubiera salido corriendo tras de mí a tiempo, no estaría escribiendo esto. Mi madre me disciplinó muy fuertemente después del susto. Y créanme que no volví a hacerlo más, y que con el tiempo entendí a mi madre y su correctivo. Nunca más aplicó castigo físico, ella no creía en usar ésos medios de disciplina, pero eso me hace entender que la severidad muchas veces depende de la gravedad de lo que va de por medio.

Es por ello, pienso yo, que actualmente ya no se aplican tan severamente los castigos como en el Antiguo Testamento, puesto que el Redentor ya vino, ya logró su cometido, y ahora la disciplina aplicará cuando la persona muere y enfrenta el juicio, el Padre disciplina a cada uno de nosotros en varias formas durante nuestra vida, sin embargo en el momento de morir es cuando se aplicará la revisión y la disciplina correspondiente. Pienso que es por esto que en el Antiguo Testamento la presencia de Dios fue más expresa, que después de la venida de Jesús. Ahora tenemos la libertad de decidir libremente con quien nos alineamos, sin embargo es una prueba aún más grande de fe no haber visto y creer, y por tanto, tiene mucho más mérito.

Actualmente tenemos la libertad de decidir de qué lado nos alineamos, y si seremos hijos de Dios o hijos de Satanás, si seremos trigo o seremos cizaña. Después de la venida de Jesucristo, tal opción es puesta en la mesa, pero que finalmente nosotros decidimos con quien nos alineamos y donde estaremos cuando termine la vida en el traje humano.

Mucha gente sigue los engaños de personas que dicen que el “Dios del Antiguo Testamento” era el malo o un demiurgo, pensando que por eso era tan severo o pedía guerras…. y que Jesús representaba a otro “Dios” o Padre. Lo cual es un tremendo error, y de nuevo, viene del desconocimiento de toda la Biblia como contexto. En el Antiguo Testamento hay muchos versos donde al Creador lo llamaron “Padre” y donde él se refería a su pueblo como sus “hijos”.

Los que sean Padres van a entender muy bien, cuando han tenido que ser muy severos con sus hijos en situaciones extremas, lo que los hijos piensan de sus papás cuando los disciplinan, y que luego los niños finalmente entiendan las razones… porque esto nuevamente, es como una familia y el Padre, como padre de todos, tiene las razones y la sabiduría cuando hace las cosas como las hace.

Así mismo, un par de videos interesantes sobre el legalismo y las raíces hebreas que nos quieren regresar a la ley del Antiguo Testamento y de dónde provienen los engaños de judaizantes, son los siguientes, que les recomendamos mucho:

También te invitamos a revisar  ¿La Ley del Antiguo Testamento, o la Gracia del Nuevo Testamento? en nuestra sección de recursos y descargas, un texto muy bien explicado.

Esto es mi punto de vista, muy personal y de cualquier modo…  ¡los invito a que investiguen por su cuenta todo!